sábado, 17 de noviembre de 2018

» Noticia ampliada


SEDE AVILÉS:
Plaza Pedro Menéndez, 3 - 3º B
33402 Avilés (Asturias)
Tel: 985 56 80 61
985 52 07 73
Fax: 984 05 28 13

Premio autonom@s 2005
"Empresa joven e innovadora"
FAPEA



Certificada con
el sello e-empresa
Empresa certificada con el sello e-empresa



Red Pacto Mundial
Naciones Unidas
Red pacto Mundial Naciones Unidas



Firmante del
Charter de la Diversidad

Firmante del Charter de la Diversidad



Web promovido por Aviles Ciudad Digital



26/03/2006
Aprender a mandar, objetivo de los nuevos empresarios

Artículo de EL COMERCIO (26 de marzo de 2006)

NOELIA A. ERAUSQUIN

El jefe que para dirigir a un equipo utiliza las fórmulas de un dictador, no escucha a sus subalternos y únicamente se dedica a dar órdenes tiene los días contados o, al menos, la productividad de su equipo será mucho menor que si hubiera adquirido las habilidades del líder moderno, una persona que sabe cómo mandar para sacar el mejor partido de cada empleado.

De hecho, en el mundo empresarial cada vez está más extendida la idea de que el personal es el mejor capital del que dispone una compañía y su funcionamiento depende de cómo se le dirija. En este sentido, los responsables de cualquier empresa necesitan utilizar técnicas y desarrollar habilidades para liderar, motivar e implicar a las personas y a los equipos en la consecución de los objetivos que espera la organización. Enseñar estas herramientas es, precisamente, la intención del curso de liderazgo de equipos y grupos que organiza la Asociación de Empresa Mujer, en Avilés.

A partir del día 3 de abril, Council Consultores impartirá para la AEM un programa formativo de 20 horas que pretende desarrollar facetas que permitan a una decena de empresarias convertirse en mejores jefas, algo que según la gerente de esta entidad, María Luisa de Miguel, puede aprenderse. «La inteligencia emocional es más educacional que genética», señala, aunque reconoce que las características personales de cada individuo influyen en sus dotes de mando. «No podemos convertir a una persona negativa en positiva, pero es posible que la ayudemos a conocerse mejor, a reducir esa carga de negatividad y, sobre todo, a ser consciente de cómo influye en las personas que la rodean», explica.

En su opinión, el líder tiene que aprender habilidades de negociación y de resolución de conflictos, debe ser una persona intuitiva y contar con una visión a largo plazo. Para ello, la psicóloga Graciela Angood Paredes, que impartirá el curso, ha dispuesto diversos módulos que van desde el análisis de los diferentes tipos de equipo a los miembros que los forman, pasando por las formas habituales de comunicación verbal y no verbal. Además, dedicará un apartado especial al llamado ‘mentoring’, una de las herramientas de liderazgo que más auge tienen en los últimos tiempos.

Esta técnica se basa en la formación bajo la guía de un profesional con experiencia o mentor, mientras que el ‘tutelado’ puede llegar a convertirse en un líder efectivo y fiel a la empresa, puesto que se establece una relación personal a través de la que el aprendiz logra nuevas perspectivas y desarrolla todo su potencial profesional. Además, con este proceso se consigue mantener el talento y el conocimiento dentro de la compañía. Por ello, esta fórmula está indicada no sólo para nuevos trabajadores, sino que se convierte en una herramienta ideal para empleados para los que se espera una promoción.

«El jefe ogro ya no funciona», afirma con rotundidad De Miguel, que apuesta por el liderazgo bien ejercido como método infalible para aumentar la productividad de cualquier equipo. Para ella, quien trabaja con un líder mentor trabaja más y mejor, frente al que está bajo las órdenes de un jefe autocrático que suele provocar una reacción inversa y conseguir ‘empleados quemados’. Por eso, apunta como ingredientes para la receta del éxito contar con un clima laboral adecuado y una buena gestión.

Por otro lado, De Miguel subraya el éxito que están teniendo los programas de liderazgo y ‘mentoring’ en todo el mundo y atribuye esta expansión no a una moda, sino a su probada efectividad para el desarrollo de las empresas. Según la gerente de Council Consulting, la globalización provoca la necesidad de apostar por un nuevo tipo de personal más formado para aumentar el capital humano.

<Volver